Finanzas Digital/Sarai Coscojuela @SaraCosco.

Caracas. En Venezuela, según el Monitor Global de Emprendimiento, hay alrededor de 17.500.000 personas entre los 18 y 64 años de edad; de esa cantidad el 15,4% (2.695.000) son nuevos emprendedores, pero solo el 1,57% (274.750) logra establecerse como empresarios.

Distintos voceros del emprendimiento en Venezuela indican que la “tasa de natalidad” de nuevos proyectos es alta pero que también lo es la “tasa de mortalidad”.

Para Félix Ríos, emprendedor social en Opción Venezuela, esta situación se da por diversos factores como la crisis económica y dificultades en el marco regulatorio. “Nosotros, de 188 países estamos en el puesto 182 en el Índice Facilidad de Hacer Negocios. Hay que revisar las regulaciones, porque la posibilidad que puede tener un emprendedor y obtener apoyo es significativo”.

Otro de las causas de “fracaso” que ve Ríos es que los emprendimientos en Venezuela son aislados. “Una de las claves es poder engranar ese nuevo proyecto con las cadenas productivas para poder desarrollar las posibilidades de crecimiento y al final aportarle al país empleos, innovación y otros beneficios asociados”.

Sin embargo, considera que en el país se están haciendo esfuerzos desde distintas plataformas y organizaciones para impulsar los emprendimientos, y es que indica, que la formación es vital.

En esto también coincide la directora ejecutiva de Venezuela Productiva, Dunia De Barnola, quien señala que se debe apoyar la profesionalización de los emprendedores, y además ayudarlos a que se visualicen como empresarios.

Pasos a seguir

Aunque no hay un manual estricto para comenzar un nuevo emprendimiento o negocio, de Barnola explica que sí es importante la planificación, pues, a su juicio “la informalidad es una espada de Damocles en el emprendimiento”.

Señala, que uno de los primeros pasos a la hora de iniciar un nuevo proyecto es la definición estratégica, “en qué área se va a desarrollar, cuál será el producto, qué valor va a agregar a la sociedad, quiénes son las personas a las cuales se atenderá y cuál es el propósito”.

Luego,  se debe iniciar la gerencia del proyecto, que sería conceptualizar la forma jurídica, si es una empresa, una asociación, una organización social u otros. Además se debe hacer una precisión de los recursos con los cuales se cuenta y cuanto se necesita.

En un tercer paso, para de Barnola, se debe realizar una planificación de lo que se debe hacer primero, “un plan de operación, de por ejemplo el primer año, el segundo año, o sea, una visión de mediano plazo”.

Explica también que estos tres niveles no siempre se dan de esa forma, a veces se pueden dar al mismo tiempo pero enfatiza en que “todos son necesarios”.

Profesionalización

Desde Venezuela Productiva y Opción Venezuela se le da herramientas a todas aquellas personas que deseen emprender un nuevo proyecto en el país.

En Opción Venezuela también se fomenta el emprendimiento desde las escuelas “creemos en una educación distinta, que se puede aprender emprendiendo proyectos y queremos que esas personas, que serán los futuros profesionales tengan la ‘piel curtida’ en el tema, señala Félix Ríos.

El Instituto de Estudios Superiores de Administración, IESA, cuenta con un centro de emprendedores fundado en el año 2003. También. con el programa de formación a distancia que permite desarrollar un plan de negocios en 8 semanas. Se puede encontrar más información en su página web: www.emprende.edu.ve

Igualmente, en la Universidad Metropolitana ubicada en Caracas ofrecen un diplomado en Emprendimiento y Gestión de Empresas, que tiene como objetivo enseñar herramientas para definir una oportunidad de negocio y la “elaboración de un plan para aprovecharla con éxito, se busca fortalecer la red de contactos con la cual cuenta el emprendedor”, se indica en su página web.

Fuente